Territorio riquísimo en Monumentos Nacionales y otros de especial interés arquitectónico e histórico, Melgaço es destino obligatorio en los ruteros culturales portugueses.

Además del patrimonio edificado que rellene el Centro Histórico, no puede dejar de visitar otros impares monumentos, donde la arquitectura románica (pop-up – Estilo predominante de la Edad Media, el Románico es caracterizado por construcciones austeras y robustas, con paredes gruesas y minúsculas ventanas, en el intuito de resistir a los ataques de los enemigos) se asume, como no podría dejar de ser, como el estilo más representativo.
Parta a su descubierta y disfrute, durante el recorrido, de los bellos paisajes de la región, de los pueblos rurales, de las construcciones pintorescas, de los viñedos y de las fincas más emblemáticas en la producción del Vino Verde Albariño.

Galeria